Oratorio Cabañas

Nochistlán de Mejía

Para quien gusta del turismo religioso, vale la pena hacer un viaje del Pueblo Mágico de Nochistlán a la comunidad de La Estancia de los Delgadillo, separados por tan solo 13 kilómetros.

Cuenta la leyenda que, en 1824, el obispo Juan Cruz Ruiz de Cabañas viajó por la zona norte de su diócesis en condición delicada de salud. El largo peregrinar terminó por deteriorarlo y murió al llegar a La Estancia de los Delgadillo.

Los habitantes prepararon el cuerpo del obispo para enviarlo a Guadalajara, esto incluyó retirar sus entrañas, mismas que la comunidad conservó y resguardó en un pequeño oratorio que levantó en su honor: el Oratorio Cabañas. A un costado, se puede admirar un templo de cantera dedicado a Jesús de Nazareno.
Para quien gusta del turismo religioso, vale la pena hacer un viaje del Pueblo Mágico de Nochistlán a la comunidad de La Estancia de los Delgadillo, separados por tan solo 13 kilómetros.

Ver más información



Cuenta la leyenda que, en 1824, el obispo Juan Cruz Ruiz de Cabañas viajó por la zona norte de su diócesis en condición delicada de salud. El largo peregrinar terminó por deteriorarlo y murió al llegar a La Estancia de los Delgadillo.

Los habitantes prepararon el cuerpo del obispo para enviarlo a Guadalajara, esto incluyó retirar sus entrañas, mismas que la comunidad conservó y resguardó en un pequeño oratorio que levantó en su honor: el Oratorio Cabañas. A un costado, se puede admirar un templo de cantera dedicado a Jesús de Nazareno.

Ver menos

Atractivos turísticos cercanos
Los expertos dicen
Reserva tu viaje al mejor precio
Rango de precio
Calificación
Calificación
Calificación
Rango de precio
Calificación
Escribe una palabra clave