Regresar

Puerto Peñasco

Sonora

El mar de Cortés y el desierto de Sonora abrazan a Puerto Peñasco, reconocido por sus playas cristalinas y por ser la puerta de entrada a la Reserva de la Biósfera El Pinacate y Gran Desierto de Altar, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 2013.

Puerto Peñasco está posicionado como un destino cosmopolita al concentrar elegantes hoteles, centros comerciales y campos de golf frecuentados, en su mayoría, por viajeros procedentes de Estados Unidos. Sin embargo, aún conserva calles de su antiguo pasado pesquero, como Calle 13, mejor conocida como “Tijuanitas”.

Esta pasarela urbana comprende pequeños bares y tiendas de artesanías mexicanas. Incluso, aún es recorrida por antiguas carretas que venden frutas frescas. De día, se hacen paseos en bicicleta o carritos de golf, mientras que de noche, es el punto neurálgico de la vida nocturna de Puerto Peñasco. Desde aquí se puede llegar al malecón Fundadores y ver el paso del “Rey de Mar”, un barco que navega por la bahía con servicio de alimentos y bebidas.

Si realmente buscas diversión en Puerto Peñasco, entonces debes ir hacia sus playas de oleaje casi nulo. No te sorprendas al ver esnórqueles asomándose en la superficie, pues son los viajeros que están disfrutando de la vida marina que ofrece este pedazo del mar de Cortés llamado el “acuario más grande del mundo”. Los buzos certificados también son personajes frecuentes.

Otra forma de disfrutar del agua, es emprendiendo un paseo en bote por sus esteros, como el de Morúa, por la Isla San Jorge, por sus granjas ostioneras o para avistar ballenas en temporada invernal. Los cetáceos incluyen a Puerto Peñasco dentro de su ruta migratoria.

También el pulso de Puerto Peñasco está en tierra y se siente al descender dunas de arena y caminar por gigantescos cráteres volcánicos como los del Pinacate y deslizarte por un circuito de tirolesas a 300 metros de altura, ubicado en la Bahía La Cholla.

Puerto Peñasco se encuentra a tres horas con 30 minutos por tierra desde la ciudad de Méxicali. Si estás planeando una escapada a este destino te recomendamos que sea entre los meses de febrero y mayo o de septiembre a diciembre para evitar las altas temperaturas que rozan los 50° centígrados.

El mar de Cortés y el desierto de Sonora abrazan a Puerto Peñasco, reconocido por sus playas cristalinas y por ser la puerta de entrada a la Reserva de la Biósfera El Pinacate y Gran Desierto de Altar, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 2013.

Ver más información


Puerto Peñasco está posicionado como un destino cosmopolita al concentrar elegantes hoteles, centros comerciales y campos de golf frecuentados, en su mayoría, por viajeros procedentes de Estados Unidos. Sin embargo, aún conserva calles de su antiguo pasado pesquero, como Calle 13, mejor conocida como “Tijuanitas”.

Esta pasarela urbana comprende pequeños bares y tiendas de artesanías mexicanas. Incluso, aún es recorrida por antiguas carretas que venden frutas frescas. De día, se hacen paseos en bicicleta o carritos de golf, mientras que de noche, es el punto neurálgico de la vida nocturna de Puerto Peñasco. Desde aquí se puede llegar al malecón Fundadores y ver el paso del “Rey de Mar”, un barco que navega por la bahía con servicio de alimentos y bebidas.

Si realmente buscas diversión en Puerto Peñasco, entonces debes ir hacia sus playas de oleaje casi nulo. No te sorprendas al ver esnórqueles asomándose en la superficie, pues son los viajeros que están disfrutando de la vida marina que ofrece este pedazo del mar de Cortés llamado el “acuario más grande del mundo”. Los buzos certificados también son personajes frecuentes.

Otra forma de disfrutar del agua, es emprendiendo un paseo en bote por sus esteros, como el de Morúa, por la Isla San Jorge, por sus granjas ostioneras o para avistar ballenas en temporada invernal. Los cetáceos incluyen a Puerto Peñasco dentro de su ruta migratoria.

También el pulso de Puerto Peñasco está en tierra y se siente al descender dunas de arena y caminar por gigantescos cráteres volcánicos como los del Pinacate y deslizarte por un circuito de tirolesas a 300 metros de altura, ubicado en la Bahía La Cholla.

Puerto Peñasco se encuentra a tres horas con 30 minutos por tierra desde la ciudad de Méxicali. Si estás planeando una escapada a este destino te recomendamos que sea entre los meses de febrero y mayo o de septiembre a diciembre para evitar las altas temperaturas que rozan los 50° centígrados.

Ver menos

Atractivos turísticos de Puerto Peñasco
Mapa de Puerto Peñasco
¡Reserva tu viaje al mejor precio!
Rango de precio
Calificación
No hay Productos para este servicio. Por favor verifique otros destinos.
Rango de precio
Calificación
No hay Productos para este servicio. Por favor verifique otros destinos.
Rango de precio
Calificación
No hay Productos para este servicio. Por favor verifique otros destinos.
Escribe una palabra clave