Manatíes, tímidas sirenas de México

Campeche, Chiapas, Quintana Roo, Tabasco, Yucatán

Septiembre | 2016

Desde hace casi dos décadas las “vacas de mar” tienen su propio día –el 7 de septiembre–en el que se busca generar conciencia acerca de su conservación.

CONVIVE CON MANATÍES

En Xcaret y Xel Ha

De una belleza exótica y carácter apacible, los manatíes luchan por sobrevivir en aguas mexicanas, donde han encontrado varios santuarios. Cuando están en libertad no es sencillo dar con ellos, tal vez por eso durante siglos se han generado leyendas a su alrededor. Hay quienes aseguran que tienen su origen en un niño travieso que cayó al agua, mientras que otros creen que son la base de las historias sobre sirenas.

Estos animales están considerados en peligro de extinción y en México se realizan esfuerzos privados y gubernamentales para su protección. Entre las iniciativas destaca el Día Nacional del Manatí, que se celebra el 7 de septiembre, desde 1999.

Una especie protegida

El manatí antillano (Trichechus m. manatus) es una especie protegida en México desde 1921, cuando se publicó su veda permanente. De modo que es indispensable tener autorización gubernamentalpara realizar algún tipo de actividad relacionada con estos mamíferos. Además, la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP), trabaja para su conservación a través del Programa de Conservación de Especies en Riesgo (PROCER).

Los esfuerzos incluyen monitoreo de su población, creación de redes de varamiento, colaboración internacional, uso de tecnología avanzada para recolectar información científica sobre ellos y creación de áreas marinas protegidas, entre otras.

Los mexicas lo llamaban tlacamichin que significa “hombre pez”, mientras que los mayas lo conocían como chiilbek o “pez grande”.

Tímidos navegantes

Se les conoce coloquialmente como “vacas de mar”, ya que son los únicos mamíferos marinos totalmente herbívoros. Pertenecen al orden sirenia y existen tres especies alrededor del mundo. En México, habita el manatí antillano (trichechus m. manatus), que tiene como enemigos al hombre, la contaminación, las hélices de las embarcaciones de motor y las redes de los pescadores.

Hace décadas habitaban a lo largo del Golfo de México, ahora sólo viven al sureste del país, en Áreas Naturales Protegidas como la Reserva de la Biósfera de los Pantanos de Centla, Tabasco; Santuario del Manatí en la laguna de Catazajá, Chiapas; Laguna de Protección de Flora y Fauna Laguna de Términos, Campeche, y Reserva de la Biósfera Ría Celestún, Yucatán.

La mayor concentración se ubica en la Reserva Estatal “Santuario del Manatí”, en Bahía de Chetumal, Quintana Roo, donde se contabilizan casi 200 ejemplares, mientras se estima que su población total de manatíes antillanos en el mundo es menor a los 2,000.

Los manatíes en 7 datos

* Son de carácter pacífico y nada territoriales. Ante el hombre son inofensivos y tímidos.

* La madre cuida a las crías aproximadamente por tres años.

* Su dieta, en vida silvestre,consiste en lirios, algas y mangles, entre otras plantas. Llegan a consumir hasta 40 kilogramos diarios.

* Pueden sumergirse durante 25 minutos, pero necesitan salir a la superficie a respirar.

* Viven en aguas poco profundas y cálidas como lagunas, humedales y playas, ya que pueden subsistir en agua dulce o salada.

* Aunque en cautiverio su esperanza de vida es de 60 años, se calcula que en vida silvestre el promedio es de 25 años.

* Miden entre tres y 4.5 metros de largo, y pesan de 500 kilogramos a más de 1.5 toneladas